¡Quiero teñirme el pelo en casa y que quede como los filtros de Instagram!

Desde hace al menos siete meses, quienes están respetando el aislamiento social se han dividido en dos grupos: el de las personas que están viendo crecer su cabello libremente, mostrando una raíz sin retocar, y el de las personas que decidieron hacer algunos cambios en su pelo.

En Instagram, el filtro de cabello de color, utilizado por celebridades como la actriz Carolina Dieckmann, puede servir de inspiración para quienes están emocionados con cambiar el look en la cuarentena. Pero, ¿Puedes dejar tu cabello teñido así, haciéndolo tú en casa? Te traemos algunos trucos para facilitar la experiencia.

Teñir tu cabello de colores, como el filtro de Instagram, puede no ser tan sencillo como con el filtro de Instagram. Si quieres llevar la transformación a la «vida real», aquí tienes algunos consejos. 

Si que te aconsejo que si el cambio es muy radical, es decir, si no es solo un retoque o si nunca has hecho este proceso, vale la pena concertar una consulta con tu peluquero para que te guíe y puedas seguir los pasos correctamente.

1. Elije el producto

Es posible utilizar tóner, que tiene un efecto temporal, o tinte. El primero está listo para aplicarlo directamente al pelo. El tinte deberá prepararlo previamente (separe una olla y el cepillo).

2. Lea bien la etiqueta

Además de confirmar los componentes del color, es en la etiqueta del producto donde se indica el momento de la acción y cómo se debe aplicar. Siga estrictamente lo informado por la marca.

3. Decoloración en casa

Cualquier persona que tenga el cabello más oscuro deberá pasar por la fase de decoloración. Aquí hay una advertencia del dermatólogo Andrea Frange. «Al quitar el pigmento del cabello, cambiamos la estructura del mismo, que pierde su fibra de soporte. Con esto, se vuelve más delgado y susceptible a la rotura».

Entonces, primero, haga una prueba con un pequeño mechón en la parte posterior del cabello, antes de poner la mezcla de polvo decolorante y peróxido de hidrógeno (entre 20 y 40 volúmenes) en toda la cabeza. 

La respuesta de tu cabello te dirá si puedes teñirlo o no. Si ves que el cabello se vuelve elástico, delgado o se corta con facilidad, no intentes teñirlo, podrías dañarlo aún más.

Es posible que necesites decolorar tu cabello más de una vez. Por eso vale la pena aplicar una mascarilla de hidratación, dejar algo de tiempo y ver el resultado. Si el cabello se volvió amarillo, está bien, opta por la coloración. Si no es así, vuelva a agregar la lejía. Respete este «tiempo de descanso».

Consulte con un profesional de la belleza si quiere que este proceso sea más seguro a la hora de hacerlo en casa. Si no, vale la pena esperar y, cuando se sienta seguro, recurra a ayuda profesional.

Es hora de aplicar el tinte. Extiende el tóner con la punta del aplicador o el tinte con una brocha, desde el cuero cabelludo hasta las puntas. Luego use sus manos para extender el producto de arriba hacia abajo. Sigue el tiempo de acción indicado por la marca y, cada diez minutos, fíjate en el color de los mechones y comprueba si ya has alcanzado el resultado deseado.

Cuidados al teñir tu cabello en casa

Entre los accesorios que necesitarás tener a mano están un cepillo y un bol para mezclar, guantes y funda para proteger manos y ropa, toalla vieja para secar tu cabello después del primer enjuague una vez realizado el teñido.

Consejo: haz la coloración con el cabello sucio, porque la untuosidad de los mechones funciona como protección para el pelo. Para no dañar la piel de la cara, aplique un poco de gel o acondicionador para el cabello a nivel de la raíz.

Después del procedimiento, y con el cabello teñido, se recomienda mantener la hidratación con mascarillas o ampollas dos o tres veces por semana. Las mascarillas de queratina están indicadas cada 15 días.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *